Guía del Audífono
En cumplimiento del Real Decreto 463/ 2020 aprobado por el Gobierno debido por el COVID-19, os informamos de las medidas llevadas a cabo por Guía del Audífono
Publicado por: guiadelaudifono
Etiquetas:
0 visitas


Guía del Audífono

Cuando nos hacemos mayores el proceso de envejecimiento natural del organismo hace que perdamos facultades, entre ellas la capacidad de audición.

Como hemos comentado en otros foros, las revisiones periódicas y el acudir a los especialistas cuando nos damos cuenta de que necesitamos algo que nos ayude a recuperar la audición y captar los sonidos que ahora no captamos es esencial.

La pérdida de audición por edad, presbiacusia, es algo que se desarrolla de forma progresiva . Actuar a tiempo es esencial porque cuanto mayor tiempo pasa el oído sin percibir estímulos de forma correcta, se atrofia más. La estimulación del oído es algo que debemos hacer lo antes posible para evitar que las pérdidas sean definitivas.

Los audífonos digitales son una de las mejores soluciones para la pérdida auditiva. Son audífonos discretos, que tienen una cantidad de prestaciones mayor y que además tienen un peso mucho menor que el de otros dispositivos.

Los audífonos digitales son más precisos a la hora de tratar el sonido , ya que los analógicos lo procesan como si fuese una señal eléctrica pudiendo haber distorsiones respecto al sonido real. Los digitales transorman el sonido enn dígitos procesados por el propio dispositivo y posteriormente convertidos en señal acústica. Así la calidad de transmisión es óptima y la llegada del sonido, perfecta.

La calidad del sonido es el santo y seña de los audífonos digitales . Su precisión permite ajustar mejor dicho sonido y adecuar situaciones incómodas que se producen por las oscilaciones del volumen. Facilitan la disminución del ruido ya que se pueden incrementar las frecuencias del habla y no así la de los ruidos, ayudando a la diferenciación entre unas y otras. Los supresores de viento, otro aliciente para evitar que se dificulte la audición.

Además, la configuración del propio audífono se puede modificar según la persona esté en una situación u otra con un botón que simplifica el cambio de canal y la adaptación al entorno en el que se halle en ese momento. La programación por parte del audioprotesista es esencial para que todo funcione correctamente.

Pregunta por tus audífonos digitales en tu centro más cercano .